¡Abran paso!

Larry Harlow

Unas vacaciones de navidad en la siempre rumbera ciudad de la Habana, Cuba, dieron inicio a una de las mas intensas y fructíferas historias de amor entre un joven artista y una de las expresiones culturales mas fuertes del caribe, la música afroantillana. El joven estudiante del Brooklyn College, Lawrence Ira Kahn, encontraría en esta experiencia sensorial, el hilo conductor que uniría y daría sentido a su formación musical, iniciada cuando tenía tan solo cinco años, a su presente, como integrante de diversas agrupaciones informales de Brooklyn, especialmente de la comunidad puertorriqueña de la ciudad de New York, y a su futuro, como uno de los músicos más grandes en la historia de la salsa y el latín jazz, el maestro Larry Harlow.

Hijo de artistas de origen judío, su madre cantante de opera y su padre integrante de orquestas latinas que tocaban en clubes nocturnos, Larry Harlow creció rodeado de instrumentos y clases de música, un entorno que potenciaría un don natural que se evidenciaba en su capacidad para aprender a ejecutar diferentes instrumentos como piano, órgano, flauta, bajo, clarinete, vibráfono y varios más de percusión. Su gran conocimiento y talento, le permitieron desde muy joven su vinculación a grandes y exigentes proyectos musicales. Su experiencia con la música cubana lo llevo a estudiar a profundidad a Arsenio Rodríguez, incluso creó nuevas versiones de los grandes temas del tresista cubano, aportando nueva instrumentación y arreglos. Decidido a entrar fuerte en el escenario de la música latina de New York, Larry Harlow crea su primer orquesta en el año 1964, proceso que le tomaría alrededor de ocho meses, y en el que convocaría a parte de los más brillantes músicos de su generación. Desde entonces su presencia ha acompañado a importantes agrupaciones de la salsa y el latín jazz,  y ha estado presente en proyectos de gran trascendencia artística y cultural.

Larry Harlow fue el primer músico en firmar con el sello Fania All-Star, con el cual fue productor de más de un centenar de trabajos para diferentes artistas y agrupaciones, y más de 50 de su propia autoría. Con la FaniaAllStar produjo álbumes que alcanzaron gran reconocimiento entre los que se destacan “El Exigente” (1967), “Electric Harlow” (1971), “Homenaje a Arsenio Rodríguez” (1971),“Salsa” (1973), este último considerado como una pieza fundamental en la época dorada de este genero musical, “El Judío Maravilloso” (1975), “La Raza Latina” (1977) y “Señor Salsa” (1985). Con Ismael Miranda como cantante de su agrupación se produjeron éxitos muy recordados como “Abran Paso”, “La Contraria”, “Señor Sereno” y “Las mujeres son”, y de la mano de Justo Betancourt se recuerdan los temas “Tumba y Bongo” y “Pa´ Bravo Yo”.

Es importante hacer referencia a proyectos artísticos de gran aliento que Larry Harlow produjo, allí están Hommy, una opera salsa basada en el musical Who is Tommy en la que actuaron estrellas de la Fania como  Celia Cruz, Justo Betancourt, “Cheo” Feliciano, Adalberto Santiago, Pete “El Conde” Rodríguez, entre otros; y Raza Latina, una ambiciosa producción sobre la historia de la música latina en la que participo el panameño Rubén Blades.

Es mucho lo que aún falta por decir de este judío maravilloso.

@_callejónLatino. #DeLatinosEnElMundo.

.

Video tomado de Youtube / Abran Paso Larry Harlow,Cano Estremera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *