JOE ARROYO

El Centurión de la Noche

El 1 de noviembre de 1955 nace en un barrio humilde de palenqueros de Cartagena, Colombia, Álvaro José Arroyo González, el Joe Arroyo como seria reconocido un prodigioso artista que dejó a la música LATINA un preciado aporte a través de la Salsa y, en lo que él daría a conocer al mundo como el JOESON.

Con virtuosismo innato y creatividad este joven músico estaba signado para hacerle el «quiebre» a una vida dura que le ofrecía la marginalidad de su natal Cartagena. Con la temprana obligación de ayudar al sostenimiento de su casa, Álvaro José Arroyo, con tan solo 8 años de edad, pasó de llevar canecas en su cabeza a utilizar su brillante y exclusiva voz en la zona de burdeles de la ciudad. Bajo el ambiente de estos sitios el Joe, cantando ritmos y letras interpretadas por artistas tan disímiles como Raphael y Bobby Cruz o Celia Cruz, fue encontrando así la vibración, y la satisfacción que produce el reconocimiento, con los aplausos del público. Fue el inicio de una vida que, si bien le genero momentos de alegría por su talento artístico, fue marcada también por la desgracia que destruyó su familia y lo tuvieron al borde de la muerte en varias ocasiones.

En este contexto, su participación musical como voz líder de orquesta tropical se convierte en el rumor que habla de un joven talentoso con una voz única, rumor que llega a oídos de Julio Ernesto Estrada, director de Fruko y Sus Tesos. Con esta banda el Joe presenta en escenarios, que comparte con Bobby Cruz, Celia Cruz, Héctor Lavoe, Tito Puente y Richie Ray temas como “Manyoma”, “El Caminante” y “Tania” participando así de la revolución musical de la época.

“Cuenta la leyenda que aquel muchachito de voz excepcional grabó en menos de media mañana un hito de la música tropical colombiana: El Ausente, que junto con la canción comenzó una de las carreras musicales más fértiles y apasionantes de Latinoamérica.” (The Rolling Stone Magazin) 

Siendo la voz líder de agrupaciones como Latin Brothers y La verdad, su orquesta, la voz del Joe inmortalizó temas como, “Las Cabañuelas” “Virgen de las Mercedes Patrona de los Reclusos”, “Arroyando”, “Te quiero más”, Centurión de la Noche”, “La noche”, entre los muchos éxitos que le merecieron 18 Congós de Oro y 4 súper congós en el carnaval de Barranquilla, Colombia, y, en 2011 ser reconocido con el premio Especial de la excelencia musical en los Latin Grammy®[1]

La voz del Joe, como la de todo artista consagrado es una huella indeleble. Con ella y con eso que nació de él, pero sin tener “puta idea de qué[2] fue el Joe Arroyo encontró ese sonido cargado de soka, de salsa, de sonidos africanos, cumbia y brisa del mar que se conoce como JOESON; La esencia de su legado musical, que se identifico con lo que pareciera ser el relinchar del caballo que monta “El centurión de la noche”.

.

[1] Latin Grammy®

[2] RollingStone Magazine

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *